miércoles 12 de junio de 2024 - Edición Nº2016

Internacional | 19 may 2024

Medio-Oriente

Se Cayó el helicóptero en el que viajaba el presidente de Irán y fallece en el acto

El jefe de Estado volvía de un acto en la provincia de Azerbaiyán Oriental. Las condiciones meteorológicas dificultan los operativos de búsqueda y rescate


En medio de un conflicto entre Irán e Israel, este domingo se conoció qiue el presidente Ebrahim Raisi del país persa tuvo un accidente en helicóptero y desconoce su paradero, por lo que rescatistas emprendieron labores de búsqueda en el noreste del país para encontrar a la aeronave en el que viajaba el mandatario iraní. Si bien hay distintas versiones sobre los hechos, aun altos mandos del Gobierno no confirmaron ni desmintieron si sigue con vida.

 

A su vez, las “condiciones meteorológicas desfavorables”, incluyendo una espesa neblina, dificultaban estas labores, indicó el ministro del Interior, Ahmed Vahidi, a la televisión estatal. 

 

“Llegar a la zona del helicóptero puede tomar tiempo”, añadió. El lugar en cuestión se ubica en el bosque de Dizmar, cerca de la ciudad de Varzaghan.

 

La televisión estatal había indicado anteriormente que “algunas informaciones no confirmadas indican que el helicóptero que transportaba al presidente Raisi habría tenido un accidente en la provincia de Azerbaiyán Oriental.

 

Dos de ellos aterrizaron sin problemas en Tabriz, en el noroeste de Irán, pero no el helicóptero en el que iba Raisi. La agencia de prensa oficial IRNA informó después de que Raisi, así como el ministro de Relaciones Exteriores, Hossein Amir-Abdollahian, se encontraban entre los pasajeros del aparato, junto con el gobernador provincial y el principal imán de la región.

 

Raisi, un ayatolá de 63 años, es presidente de Irán desde 2021. Considerado como un ultraconservador, fue elegido el 18 de junio de 2021 en primera vuelta en unos comicios marcados por una abstención récord para unas presidenciales, y en ausencia de ningún rival de peso.

 

Siempre aparece tocado con un turbante negro y vestido con un largo abrigo religioso. Sucedió al moderado Hasan Rohani, que lo había derrotado en las presidenciales de 2017 y que, tras dos mandatos consecutivos, no pudo volver a concurrir.

 

Raisi salió reforzado de las legislativas celebradas en marzo, que fueron las primeras elecciones organizadas a nivel nacional desde el estallido del movimiento de protesta que sacudió Irán a finales de 2022 a raíz del deceso de Mahsa Amini, que murió tras haber sido detenida por no respetar el código de indumentaria que rige la República Islámica.

 

Tras los comicios de marzo, el presidente iraní se mostró satisfecho por el “nuevo fracaso histórico infligido a los enemigos de Irán tras los disturbios” de 2022. Nacido en noviembre de 1960 en la ciudad santa chiita de Mashhad, en el noreste, Raisi hizo el grueso de su carrera en el sistema judicial. Antes de ser presidente, fue fiscal general de Teherán y fiscal general del país.

 

Raisi figura en la lista negra de Estados Unidos de dirigentes iraníes sancionados por Washington, que lo acusa de “complicidad” en “graves violaciones de los derechos humanos”, algo que las autoridades de Teherán rechazan.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias